Sáb. Jun 25th, 2022

Ellie Paton vive en Newmilns en Ayrshire, Escocia. Su parto estaba programado para el mes de abril y los médicos le advirtieron que debido a que era tan pequeña tenía pocas probabilidades de sobrevivir ya que el tiempo de maduración de la bebé no era viable.

 

La joven madre de 17 años tuvo que ser sometida a una cesárea de emergencia a las 25 semanas de gestación (seis meses y una semana).

 

La madre no sabía si su hija iba a sobrevivir al nacimiento, pero según le explicó al Daily Mail, «mi médico me dijo que si la bebé sobrevivía, perdería el brazo». Lo que pasó después fue una sorpresa para todos. El día del parto, la madre se despertó a las 7:30 de la mañana. Su bebé no quería salir de su cavidad uterina, y tenía dilatación de pelvis. Tuvo un parto de emergencia.

 

Los médicos la sometieron a una cesárea de urgencia. Ellie Paton criando a su bebé. A medida que los doctores seguían operando, descubrieron que la bebé no tenía un brazo. El brazo izquierdo había desaparecido en el útero. A pesar de que no tenía un brazo, la bebé estaba perfectamente bien. La madre se quedó sorprendida por la noticia.

 

«Por supuesto me quedé sorprendida. No esperaba que saliera así. Traté de pensar en todo lo que podía haber pasado. Fue como una carrera contra el tiempo», expresó. Los médicos supieron que la bebé no tendría un brazo desde el principio. «Cuando vi a esta bebé pensé que había algo diferente. Me di cuenta de que no tenía un brazo. Fue una sorpresa. No esperaba que saliera así», dijo la médico ginecólogo. «Las cesáreas son peligrosas para las bebés tan pequeñas, y eso es una de las razones por las que son tan complicadas. No es fácil saber cuánto tiempo se va a retrasar la dilatación. Y cuando la bebé nace tiene que ser evaluada. «Para mí la cesárea fue una sorpresa, pero me alegra que así sea. Por supuesto».

 

El brazo de la bebé estaba en la parte derecha de su pecho y en la nuca. El brazo de la bebé estaba en la parte derecha de su pecho y en la nuca. Los médicos y los padres esperaron a que la bebé se recuperara para que le hicieran fotos.

 

La madre expresó: «Estoy enamorada de ella. Es un milagro. No hay palabras para describir cómo me siento. Es como si el tiempo se hubiera detenido. Espero que el brazo le crezca muy rápido».

 

La médico ginecólogo explicó: «No quiero verla como una persona con discapacidad. No es la primera vez que veo esto. Y en realidad a veces es positivo para la niña».

 

A pesar de las probabilidades de que no respirara por si sola al nacer, Hannah ha sido una luchadora y se convirtió en la bebé más joven en nacer en el Reino Unido.

 

Aún deberá permanecer unos meses en el hospital bajo el cuidado intensivo de los médicos, pero va muy bien.

 

Su madre nos cuenta: «Estamos tomando un día a la vez. Así que el primer objetivo es llevar a Hannah a Crosshouse y luego nuestro siguiente objetivo es llevarla a casa. Parece decidida a llegar allí con nosotros. Hannah es un milagro, es lo mejor que nos ha pasado».

 

 
Nota enviada en guion del 18 de enero de 2022 a producción Radio María por las periodistas: Maira Celis y Johaved Orozco 
Fuente: Info católica
WP Radio
WP Radio
OFFLINE LIVE