Vie. Dic 9th, 2022

La iniciativa busca “hacer una pedagogía de amor por la Casa Común, a la luz del mensaje del papa Francisco en la Carta Encíclica Laudato si’ y el mensaje pontificio que permanentemente nos ha dado para que todas las generaciones, de la Iglesia que peregrina en Colombia, nos comprometamos con el cuidado de la creación”, señaló monseñor Luis José Rueda Aparicio, arzobispo de Bogotá y presidente del episcopado colombiano, en desarrollo de la siembra adelantada en el predio Fiscala, en etapa de cierre minero y recuperación morfológica. Este terreno se encuentra ubicado al sur de la ciudad, vicaría episcopal territorial Santa Isabel de Hungría.

“¡Es el momento!, el planeta clama, los pobres claman, y nosotros como Iglesia queremos unir fe y obras concretas de amor a la Casa Común”, agregó el prelado. Sobre la identificación de los territorios para la siembra, monseñor Ricardo Pulido, vicario episcopal para el servicio del desarrollo humano integral, explicó que “se trata de lugares donde se necesita la reforestación, algunos de ellos por restitución”. También, la disponibilidad de los recursos orientó la priorización de las zonas.

Jornadas de vida y cuidado de la creación
En la primera semana y media se han sembrado mil árboles distribuidos al pie de la Virgen de Guadalupe, en el Seminario Redemptoris Mater de Bogotá; en la zona de Tunjuelito; y en el municipio de Cáqueza, que hace parte de la Arquidiócesis de Bogotá.


También, se adelantarán siembras en Chía, 1500 árboles; en Usme, 300 árboles; en Choachí, 500 árboles; y en una zona del Hospital San Carlos, 150 árboles.


Fuente: El catolicismo
Redacción: Natalia Monroy