Vie. Sep 29th, 2023

Según informa el diario «Levante, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Valencia aprobará mañana una moción del propio equipo de Gobierno para poner en marcha lo que se denomina técnicamente «ceremonia civil de bienvenida a la ciudadanía», también conocida como bautizo civil. De esa manera sigue los pasos de la localidad alicantina de Elche.

En la moción se recoge el derecho de las personas o celebrar un acto que oficialice el nacimiento de un niño o niña «independientemente de si los padres o tutores profesan o no una fe». En consecuencia, el consistorio asume la conveniencia de celebrar un ceremonia pública «de carácter formal y protocolario, sin efectos jurídicos». Y para que eso sea posible, los servicios municipales ofrecerán tanto la presencia de autoridades en el acto como un espacio donde celebrarse.

Por el momento no se ha dicho quiénes y dónde se harían esos bautizos civiles, pues el ayuntamiento lo que hace ahora es encarar al Servicio de Actas que elabore unas instrucciones en las que se recojan todos estos puntos. También las horas, los días y los requisitos para acceder a este servicio.

En la actualidad, el ayuntamiento ofrece el palacete de Monforte y sus jardines para oficiar bodas civiles, por lo que éste podría ser un lugar a tener en cuenta.

Según ha explicado el alcalde, Joan Ribó, «un nacimiento es el inicio de una trayectoria vital donde se dan cita sentimientos, circunstancias y momentos únicos. Y desde las administraciones públicas tenemos que garantizar la libertad y la igualdad de cada nueva vida, lo que tiene que incluir el derecho a celebrar un acto que oficialice el nacimiento, independientemente de si los padres o tutores profesan o no una fe».

«Las ceremonias civiles de bienvenida a la ciudadanía son una forma de apoyar oficialmente y celebrar la incorporación de una persona a la vida en sociedad, de recibir a un niño o niña en nuestra comunidad de forma pública, y de fomentar, desde la edad temprana, el sentimiento de pertenencia en la comunidad», ha explicado el alcalde.

Tal como ha recordado el alcalde, la protección de la persona que llega al mundo es una cuestión fundamental que está recogida en la Constitución Española y en la Convención sobre los Derechos de la Infancia de la Organización de las Naciones Unidas. Además, ha subrayado, la posibilidad de realizar actos de carácter formal y protocolario, sin efectos jurídicos, por parte de los ayuntamientos se asienta sobre la promoción de actividades culturales, el desarrollo de la participación ciudadana y el desarrollo de valores cívicos en el ámbito de la comunidad vecinal, como recoge la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local.

Por ello, ha concluido el alcalde, «el Ayuntamiento de València quiere colaborar, desde la tolerancia y el respecto a los derechos de los otros, al acto de bienvenida a un nuevo miembro de la familia y de la ciudad, mediante la presencia de autoridades locales, y ofrecer espacios adecuados para el desarrollo de ceremonias protocolarias».

Elche, bautizos civiles desde abril del 2021

Valencia no será la única localidad de la Comunidad Valenciana en celebrar ese tipo de ceremonias. Las mismas también tienen lugar en Elche, provincia de Alicante, desde abrirl del 2021. Sin embargo, el hecho de que el ayuntamiento ilicitano cobre por un bautizo civil lo mismo que por una boda también civil,unos 125€, ha provocado que sean pocas las familias que contratan esa ceremonia.


Fuente: Infocatólica