Ante la preocupante situación de violencia que se está registrando en el sur occidente colombiano, los obispos que conforman la Provincia Eclesiástica de Popayán, alzan su voz de rechazo a los acontecimientos de los últimos días donde fueron asesinados 13 jóvenes, 5 en Cali y 8 en Samaniego (Nariño). A la vez que expresan su saludo solidario a las familias de los fallecidos.

 

Rechazamos con dolor y tristeza los hechos ocurridos en Cauca y Nariño y expresamos  profunda  preocupación por la grave situación de violencia y atropello a los derechos humanos que atraviesan los dos departamentos, ofrecemos oraciones y manifestamos nuestra cercanía y solidaridad a las familias de los jóvenes vilmente asesinados en el municipio de Samaniego y otras regiones del sur occidente colombiano”.

 

Captura de pantalla 2020-08-19 a la(s) 3.47.35 p. m.
Captura de pantalla 2020-08-19 a la(s) 3.47.45 p. m.
Captura de pantalla 2020-08-19 a la(s) 3.47.53 p. m.

Fuente: Conferencia Episcopal de Colombia

 

 

 

Nota enviada por Teresita González a webmaster