Mié. Ago 17th, 2022

A partir del año 1541, cada 22 de abril, se festeja la celebración de Santa María Virgen, Mamá de la Compañía de Jesús.

 

El 22 de abril de 1541, los primeros jesuitas han realizado los votos solemnes (pobreza, castidad y obediencia) frente a la imagen de Santa María Virgen ubicada en la basílica romana de San Pablo de Extramuros.

 

El veintidós de abril Escogió que Íñigo dijese misa en el templo, y que los demás recibiesen el Santísimo Sacramento de sus manos, realizando sus votos de la siguiente forma: Ignacio mencionando misa y justo anterior a la comunión, sosteniendo un papel con la fórmula de los votos, se retornó hacia sus compañeros que estaban arrodillados, y pronunció los vocablos de los votos...”.

 

Una vez que concluyó de consumir colocó las 5 hostias consagradas en la patena y se regresó hacia sus compañeros. Cada uno tomó el escrito de los votos en su mano y comentó en voz alta los vocablos.
Le brindaron un abrazo y el beso del bienestar, con mucha devoción, sentimiento y lágrimas; de esta forma finalizaron la ceremonia de los votos y brindaron inicio a su vocación”.

 

Unos meses anteriormente El 27 de septiembre de 1540, unos meses previo a ese glorioso día de abril, el Papa Paulo III había aprobado la Fórmula de la Compañía de Jesús y había concedido la licencia para llevar a cabo sus Constituciones.

 

Redacción: Natalia Monroy