Un muro de fieles reunidos pacíficamente en oración defendió este 25 de noviembre la Catedral Metropolitana de México ante la amenaza de un posible ataque de feministas.

 

Los fieles, congregados desde las primeras horas de la tarde, fueron convocados por el Movimiento “Vive México” a través de las redes sociales.

 

 

 

 

En diálogo con ACI Prensa, Jaime Duarte, coordinador del Movimiento “Vive México”, expresó la alegría de los participantes en esta actividad pacífica porque fueron cerca de 300 fieles los que salieron “con valor, alegría y paz a defender los templos, donde sabemos que encontramos tesoros maravillosos, como el arte sacro y, desde luego, al Santísimo Sacramento”.

 

Duarte destacó que las vallas que se colocaron para proteger los templos del centro histórico de la capital mexicana “generosamente fueron pagadas por empresarios católicos comprometidos”.

 

“Nos sentimos muy contentos porque ningún templo fue dañado, ninguno fue ultrajado ni profanado”, subrayó, y recordó “las tristes imágenes que todavía tenemos de lo ocurrido en Chile, por ejemplo, donde vimos actos sacrílegos y profanaciones terribles”.

 

“Podemos sentirnos contentos, porque también, desde luego, no se puso en riesgo la integridad física de todas las personas que acudieron, jóvenes, señoras de la tercera edad, y todos los laicos comprometidos de movimientos, grupos y organizaciones”, añadió.

 

La manifestación feminista comenzó su recorrido por las principales calles del centro de Ciudad de México alrededor de las 5:00 p.m. (hora local). A su paso dejaron destrucción de distintos espacios públicos, como estaciones de bus y vandalizaron monumentos como los dedicados al líder mexica (azteca) Cuauhtémoc y a Cristóbal Colón, en la Avenida Reforma.

 



Fuente: Aciprensa

Nota por Teresita González