Mar. Nov 29th, 2022

Aloysius John, el secretario general de Cáritas Internationalis, expresó el dolor de toda la confederación cáritas , por la noticia de la muerte en Mariupol de dos empleados de Cáritas Ucrania y de cinco de sus familiares.


“Es urgente detener la masacre indiscriminada de civiles”, indicó Aloysius John.

 

El trágico accidente, presuntamente tuvo lugar el 15 de marzo, pues debido a la ausencia de comunicación con la ciudad de Mariupol y la imposibilidad de acceder a los locales del centro de Cáritas, la oficina nacional de Cáritas Ucrania, no se tiene los elementos necesarios para determinar lo sucedido, sin embargo aún se sigue recopilando la información. Presuntamente, los trabajadores y sus familias, se encontraban refugiados en el centro justo al momento del bombardeo de la ciudad.

 

Aprovechando este lamentable suceso, Cáritas Internationalis, hizo un llamado de atención para solicitar la paz, así mismo también condenó “las violaciones generalizadas del derecho desde hace 48 días en diferentes zonas de Ucrania”.

 

Cáritas Ucrania (de la Iglesia grego-católica de rito bizantino) se ha centrado en ayudar a las familias que no pueden desplazarse de sus casas, en transportar a las personas hasta sus amigos y familiares, en gestionar una amplia red de centros colectivos y refugios que ofrecen alojamiento, comida y cuidado de los niños, en coordinar a los numerosos voluntarios que están disponibles desde el estallido de la guerra.

 

Por su parte, la presidente de Cáritas Ucrania, Tetiana Stawnychy, solicitó recordar especialmente a las víctimas porque “necesitamos su solidaridad y sus oraciones por las familias de las víctimas, por la comunidad de Cáritas Mariupol y por la comunidad de Cáritas Ucrania”.

 
Fuente: Aciprensa
Redacción: Natalia Monroy