Vie. Oct 7th, 2022

El pasado 17 de abril del presente año, tras concluir la misa Pascual de la Resurrección, presidida por el arzobispo de Bogotá, monseñor Luis José Rueda Aparicio, se hizo el signo de apertura al año Jubilar, donde se conmemora el bicentenario de consagración de la Catedral Primada de Bogotá, con el lema: “Catedral de Bogotá, epicentro de la evangelización y la cultura”.

 

El padre Jorge Gonzalo Marín García, párroco de la Catedral primada, fue el encargado de dar lectura al decreto de la Penitenciaría Apostólica, expedido en Roma el 26 de febrero de 2022. Según se indica en un mensaje emitido por la oficina de prensa, “esta Arquidiócesis inicia un año de júbilo y gracia en el que se concede benignamente la indulgencia plenaria, cumplida las habituales condiciones por parte de los fieles penitentes”, a quienes asistan o participen de las diferentes actividades y ceremonias litúrgicas programadas en este templo emblemático de Bogotá.

 

Así también, “los ancianos y los enfermos, que por una causa grave no puedan asistir a la Catedral, pueden obtener la indulgencia a través del arrepentimiento de sus pecados, del cumplimiento de las condiciones anteriormente dichas y la adhesión espiritual a las celebraciones jubilares, ofreciendo a Dios misericordioso sus propios dolores e incomodidades”.

 

Por otro lado, durante el acto de apertura, el sacerdote Marín García presentó un CD, el cual contiene una obra músical, que recoge obras de seis siglos, compuestas para esta iglesia como son: El Magníficat de Gutierre Fernández Hidalgo, del siglo XVI; y lasimprovisaciones del maestro Juan de Rubia, siglo XXI, organista de la Sagrada Familia de Barcelona – España.

 

 

Fuente: Conferencia Episcopal de Colombia

Redacción: Natalia Monroy